A escasos 20 minutos del centro de Ibagué encontramos la vereda Ambalá habitada por campesinos que luchan cada día para superar su pobreza. Allí los adultos se dedican al cultivo de café, plátano y yuca entre otros productos. Los niños más pequeños logran estudiar en la única escuela de la zona.
Todos por igual todos los días deben utilizar la carretera convertida en trocha, mientras los chiquillos se conforman con mirar los computadores nuevos que llevaron a la escuela que no tiene servicio de energía eléctrica, ni tiene internet. Cosas que pasan en nuestra ciudad.
Denuncia presentada en el programa Sin Cámara emitido por el canal P&C en el sistema Claro de Ibagué. Director-presentador Javier Urrego